Qué es y cómo se construye una buena reputación corporativa


La imagen de la empresa en la mente del consumidor se contruye con base en la configuración de mensajes específicos.

Por reputación corporativa podemos entender la suma de percepciones de una empresa entre su público de interés. Hoy en día construir una buena reputación corporativa no sólo debe abarcar campañas publicitarias y relaciones públicas, se debe conquistar a la sociedad civil en general, comunidad cercana y al público objetivo, a base de políticas comunicaciones y de responsabilidad social.

Maximizar una reputación positiva traerá grandes beneficios a la empresa. Legitimidad de parte de la comunidad, compromiso de los empleados, valor desde los inversionistas y la lealtad del cliente, son algunos de ellos. Por el contrario, una mala reputación puede limitar el crecimiento y boicotear el éxito de tu negocio.

El mensaje a transmitir debe ser claro. La naturaleza corporativa debe quedar expuesta y ser un elemento diferenciador en el mercado. Saber comunicar estos valores de tu empresa es un desafío que no sólo debe contemplar al público externo, sino que debe ser transversal a todos los involucrados en los sistemas de producción (stakeholders). Tres pilares en la construcción de una reputación positiva son:
Clima Organizacional
La gestión interna de una empresa debe ser un factor que actúe a favor en la construcción de una buena reputación. El clima laboral se debe basar en valores corporativos claros, liderazgo, empatía y comunicación. Desarrollar métodos amigables de resolución de conflictos y actividades alternativas, ayuda a la confianza y lealtad de los trabajadores y colaboradores. Con un clima organizacional óptimo, cada uno de los involucrados se convertirá en un embajador y promotor de los valores de la empresa.

Medios digitales

En la actualidad, un sitio web no basta. Facebook y Twitter son herramientas importantes para la construcción de la reputación corporativa. Si se administran correctamente, no son sólo plataformas para la distribución de información, sino que permiten el contacto directo con los clientes, conocer sus inquietudes y sugerencias. Además, genera cercanía, sensación de comunidad y trato personalizado en los usuarios.

Responsabilidad Social Empresarial (RSE)

La RSE  se puede entender como la integración de la visión económica de la empresa con los valores e intereses sociales de la misma. Se puede aplicar en áreas de producción, distribución y relación con la comunidad.  Así, la empresa debe desarrollar acciones para apoyar las preocupaciones y necesidades de su público de interés, en ámbitos sociales y ambientales. Generar procesos de producción amigables con el medio ambiente o apoyar el fomento de iniciativas culturales, son parte de las acciones que se pueden llevar a cabo.

Una buena reputación es frágil y requiere un trabajo constante y arduo. Por lo mismo, se requieren estrategias a largo plazo que definan procedimientos en determinados casos. Debes desarrollar un Plan de Crisis, él te ayudará afrontar periodos críticos con altura de miras, convertir una debilidad en fortaleza en el menor tiempo posible y dar respuestas idóneas y responsables a clientes y proveedores.No debe haber margen para la improvisación.  Además, siempre es necesario afrontar los hechos de forma honesta y ética, incluso, ante la insatisfacción de algún cliente.

El desafío es claro y a pesar de los componentes emocionales e intangibles, una buena reputación empresarial traerá, sin duda, beneficios económicos a tu negocio.

Fuente: AltoNivel

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s